El Estado no tiene porqué ser aburrido ¡conoce a gov.co!

¿Sabes que es GOV.CO?

¿Sabes que es GOV.CO? Conócelo aquí


Participación ciudadana


Un colegio que para sus estudiantes es como un castillo en medio del sur de Bolívar

Después de un largo viaje por aire, agua y tierra, se llega a San Juan Medio, vereda perteneciente al municipio de Cantagallo en el departamento de Bolívar, que hoy es sede de la moderna Institución Educativa La Victoria, que se construyó con recursos de regalías.

Una obra que les ha cambiado la vida no solo a los campesinos de San Juan Medio, sino de las veredas aledañas al ver que sus hijos reciben educación de calidad en instalaciones cómodas y modernas, que les permiten estar más atentos y concentrados en las clases.

Los habitantes de esta vereda por muchos años fueron víctimas de la violencia. Hoy en día, San Juan Medio renace de las cenizas a través de este colegio, que genera esperanza a más de 75 niños que reciben clase en este recinto académico.

Yeseira Jiménez, alumna de La Victoria, cuenta cómo era la jornada de clases antes de estrenar las nuevas instalaciones del colegio: “nosotros antes estudiábamos en un salón comunal y llegábamos sucios porque el camino para ir al colegio es destapado y nos demorábamos una hora para llegar a tiempo a clases o dos horas en invierno, no había ventiladores y hacía mucho calor”.

Relata que “cuando el salón comunal no estaba disponible por algún evento recibíamos las clases debajo de un palo de mango. Ahora ya tenemos un colegio bonito, con salones, sillas, ventiladores y una ruta que nos trae y nos lleva, llegamos con más ganas de estudiar, es más, me gustaría vivir acá, para mí esto es un castillo”.

No solo la alegría es para los pequeños. Sus padres también agradecen la construcción de este colegio en un lugar del país de tan difícil acceso. “La escuelita de antes donde estudiaban mis hijos era improvisada, estudiaban debajo de un palo de mango, con mesas improvisadas, no había piso, ni baños, ahora lo que hicieron en esta vereda es algo muy importante, ya quedamos dotados con un colegio maravilloso, un colegio que muchas veces no lo tienen pueblos o veredas más grandes y esto se logró gracias a la ayuda de las regalías que salieron del municipio de Cantagallo”, dice Israel Martínez, campesino y padre de uno de los alumnos.

Los profesores también expresan su regocijo porque las nuevas instalaciones han permitido recibir a estudiantes de otras veredas, lo que es gratificante para ellos como docentes en un territorio azotado durante años por diferentes violencias.

“Para mí es muy satisfactorio trabajar en esta institución, antes trabajábamos en condiciones muy difíciles y ahora con la ayuda de los entes que construyeron esta escuela se incrementó el número de escolares”, sostiene Yerlis Pineda Palmera, docente de esta institución Educativa.

“Ya recibimos estudiantes de las veredas de Cerro Azul, Alto San Juan y otras veredas más lejanas. Es bonito ver el entusiasmo de los niños al llegar al colegio, porque se sienten cómodos y con ganas de aprender”, comenta Pineda Palmera.

La alcaldesa de Cantagallo, Herlides Arango, cuenta los detalles de cómo se logró construir este proyecto que beneficia a más de cinco veredas del departamento de Bolívar: “este sueño ya es una realidad, este colegio nació de la necesidad de los niños que tenían condiciones muy difíciles para recibir clase. Se invirtieron $1.032 millones de recursos de regalías directas y hoy el resultado es esta moderna institución”.

La Victoria tiene como planes a futuro ampliar sus instalaciones para obtener la certificación que le permita matricular estudiantes de los grados décimo y 11, y así poder cubrir la demanda de jóvenes que desean cursar su bachillerato básico en este colegio, ya que les queda más cerca a sus casas. “Con ello evitamos la deserción escolar”, puntualizó la funcionaria.

Multimedia

Video

Comunicado

Un colegio que para sus estudiantes es como un castillo en medio del sur de Bolívar

Imágenes